jueves, 11 de agosto de 2011

"El Sueño, La Soledad y La Arena"


Un día, el sueño se despertó sólo

Buscó quien lo abrigara, una gota de realidad

Despojándose de sus vestiduras, se enseñó desnudo

El silencio pasó sin mirar, nada tenía que admirar

Una mañana, fría y compuesta de roció

El sueño, volvió a despertar.

Vio a lo lejos una barca, a la deriva sin protestar

Preguntó: ¿Quien eres?, ¿te puedo ayudar?

La voz calida, le respondió: soy tu soledad…

“¿De qué temes sueño?, hasta yo puedo triunfar.

El sueño, precavido…le contestó

Sin remos, ¿si puedes triunfar?, ¿dónde pretendes llegar?

La voz le respondió: “Dónde tu ilusión te dejó de acompañar”

El sueño…se sintió confuso y con ganas de llorar

Una inscripción en la arena….

“Quizá, nunca, me supiste apreciar”

María

No hay comentarios: