jueves, 15 de marzo de 2012

"Vi crecer un sueño"



Vi crecer un sueño, seguramente ya soñado.

Toqué un lamento, mil veces ya lamentado.

Hice promesas que cumplí, un austero primero de Mayo.

Creí que todo se vestía de sencillez, vistiéndome acomplejado.

A lo largo del tiempo, lloro y me prometo no limpiar mis actos.

Si un vagabundo sin sueños, ni promesas, ni vestiduras que añaden capacidad a reconocer su fracaso,

puede reconocer la sinceridad de sentirse solo;

yo creo en ti, a pesar de ser, agua entre tus brazos.


María


No hay comentarios: